Kayak de mar

El kayak de mar (también conocido como kayak de travesía) es un tipo de piragua en el que los palistas van sentados y dentro de la propia piragua.

Utilizan una pala de dos hojas para dirigir la embarcación. Éstas entran en el agua de forma alternativa, primero hacia un lado y luego hacia el otro. La longitud de la pala (remo) es de entre 210 y 240 cm.

ImagenProductoCaracterísticas
kayak de mar KohalaKayak Hug Devessport Kohala-De mar
-Para 2 personas
-Fondo con forma de V
-Incluye: asas, timón, caucho, bolsa de malla.
kayak de mar inflableKayak Couvy Yukón inflable-De mar
-Inflable
-Tamaño: 382x 108 cm
-Peso: 17 kg
-Con asas para facilitar su transporte
-Con manómetro para control de presión
-Con bolso
kayak rígido de mar estable Devessport Kayak Velocity 1-De mar
-Para 1 persona
-Autovaciable
-Fondo túnel
-Incluye: manijas, tapón de drenaje, tapones de goma y mucho más.

El kayak de mar como deporte

Los kayaks de mar están destinados para la navegación deportiva o de recreo en aguas abiertas, ya sea en el mar, lagos o bahías.

La disciplina deportiva de navegación con kayak por mar se le conoce también como kayak de mar o kayaking marítimo y es también un deporte olímpico.

A través de los kayaks de travesía, se pueden hacer excursiones en el mar de forma recreativa. Para este tipo de actividad, necesitas comprar un kayak sit in top o sit on top.

¿Qué kayak de mar comprar?

Existen diferentes tipos de kayaks marítimos o para navegar en el mar. Te mostramos algunos de los más populares.

¿Cómo elegir el mejor kayak marítimo?

A la hora de elegir el mejor kayak marítimo, hay que tener en cuenta diferentes aspectos.

  1. Considera los materiales. Los kayaks manufacturados con vinilo y materiales sintéticos son resistentes a la abrasión. El material más habitual y económico es el de plástico moldeado, aunque también están los compuestos de fibras de kevlar y carbono, que son más resistentes y tienen mayor rigidez, aunque el precio es más elevado.
  2. Busca una piragua estable y fácil de maniobrar. En el mar lo ideal es tener el máximo control para poder dirigir la embarcación a donde quieras. Para mayor seguridad, disponer de pedales y timón es lo más conveniente.
  3. Ten en cuenta la eslora del kayak. El largo o longitud de tu embarcación influirá en la velocidad y la capacidad de maniobrar. Por eso piensa muy claramente si vas a utilizar la piragua para navegar solo o en compañía. Existen kayaks para dos personas.
  4. Fíjate en el precio. El precio no debería ser un aspecto determinante, ya que lo que queremos es la máxima resistencia, ligereza y seguridad. En definitiva, una embarcación con la que vayamos a disfrutar y que nos aporte confianza y tenga una buena durabilidad.
  5. Desmontable o rígido. Una de las decisiones que deberás tomar es si quieres un kayak desmontable o rígido. Piensa en las opciones que tienes para guardar el kayak de manera adecuada cuando no lo vayas a utilizar.